Juu Sai no Saikyou Madoushi Capitulo 02 Parte 02

Gomen he estado un poco ocupado tratare de traerles un capitulo de Yuru mañana

 

Capítulo 02: El sabor de la Libertad Parte 02

 

 

Fue en ese momento (cuando paso por el callejón).

 

Dos hombres aparecieron desde el pequeño callejón y atacaron a la joven rubia.

 

La niña fue arrastrada al callejón en un abrir y cerrar de ojos.

 

Golpearon su cabeza con un pedazo de madera y amordazaron su boca y sus manos, ella ni siquiera tuvo tiempo de soltar un grito. Debido a la rapidez del crimen, ni siquiera un solo transeúnte se dio cuenta de la anormalidad.

 

Sin embargo, Ferris vio lo que acaba de suceder.

 

No podía ignorar lo que acababa de suceder.

 

Sin ningún indicio de vacilación, corrió hacia el callejón que estaba atrás para encontrar a la joven.

 

Los hombres que ocultaban su rostro y su cuerpo con una manta trataron de sujetar a la niña hacia el suelo.

La joven trató de luchar, pero no pudo superar la fuerza del hombre. Tenía la boca sujetada y ambas manos estaban sujetadas al grupo.

Un hombre quiso atarle las piernas pero recibió una patada de ella. En el instante siguiente, uno de los hombres usó su pierna y pisoteó el estómago de la chica. De la chica se oyó un gemido doloroso.

 

[Se más obediente, Ojou-sama… De lo contrario, perderás tu bonita cara…]

 

Se pudo ver un brillo en los ojos del hombre y froto un pequeño cuchillo en la cara de la joven. Las lágrimas comenzaron a salir de los ojos de la chica.

 

El otro hombre se echó a reír.

 

[Que desperdicio. En lugar de eso, vamos a tener un poco de diversión con esta chica antes de entregarla a nuestro cliente. No llegaremos a ver un producto de tan buena calidad tan a menudo]

 

[Esa es una buena idea. También me empecé a emocionar hace un momento]

 

[Vamos a quitarle la varita. Un mago no puede hacer nada sin su varita]

 

Los hombres arrebataron la varita y la alejaron de las manos de la joven.

Le separaron las piernas y le arrancaron la ropa.

 

La joven seguía suplicando, pero los hombres no tenían intención de detenerse.

 

(¡No, tengo que detenerlos!)

 

Ferris comenzó a gritar como una bestia salvaje y a golpear a uno de los hombres.

 

[¡Qué mierda mocosa! ¡No nos molestes!]

 

[¡Kya!]

 

Ella fue enviada a volar y cayo al suelo.

 

Sin embargo, ella inmediatamente se levantó de un salto y empezó a cargar contra el hombre.

 

Ella fue golpeada. Le duele el cuerpo.

La golpean de nuevo. Su cuerpo duele aun más.

Ferris todavía no se dio por vencida, ni siquiera después de haber sido pateada y pisoteada.

 

[¡Detente ya, mocosa! ¡¿Quieres que te maten?!]

 

[¡Vamos a acabar con esta sucia mocosa!]

 

Uno de los hombres atrapó a Ferris por su garganta y la golpeó contra el suelo.

 

Ferris rodó sobre el piso de piedra mohosa y se detuvo justo al lado de la joven.

 

La joven con su cabello rubio alborotado y con lágrimas fluyendo de sus ojos azules comenzó a susurrarle a Ferris.

 

[Yo, por favor ignórame. Corre… al menos tu, no sufrirás más crueldades]

 

[No… desu… usted… es muy bonita… que sea manchada… no…]

 

Ferris logró decir esas palabras a pesar de estar sin aliento.

 

No pudo ponerse de pie y se derrumbó en el suelo.

 

Todo su cuerpo gritaba de dolor.

 

La joven se acerco a Ferris con fuerza viendo que Ferris todavía estaba tratando desesperadamente de ponerse de pie. Miró a los hombres con lágrimas.

 

[¡Ustedes son demonios! ¡La forma más baja de la basura! ¡Ustedes atacaron a esta niña tan pequeña todos juntos! ¡No merecen ni siquiera vivir!]

 

[¿¡Aaa!? Oyeron bien eso… ¿Cortamos una de sus manos para hacerla obediente?!]

 

[Kuhahaha! ¡Vamos a hacerlo! Está bien, siempre y cuando no dañemos demasiado su cara]

 

El hombre levantando su espada y ocilandola hacia la joven.

 

El sonido de la cuchilla que cortaba a través del aire.

 

El impacto en la cara de la joven.

 

La espada cortando en la carne del rostro de la joven.

 

[Por favor, alguien, ¡ayudaaaaaaaaaaa!]

 

Gritó Ferris.

 

Al siguiente momento el tiempo se congeló.

 

Enfrente de Ferris, una enorme bola de fuego apareció y envió al hombre a volar.

 

La llama continúo expandiéndose y una puerta fue creada. La entrada de la puerta se abrió… y el infierno fue expulsado.

 

De la llama infernal, la llama cambió en la forma de un ser humano con alas.

 

Todavía es demasiado grande (en comparación con el humano normal) y es obviamente anormal.

 

Con los ojos y su boca profundamente oscuros.

Incluso sus dientes estaban revestidos y ardían con llamas.

 

Un demonio ardiente, sonriendo, se arrodilló frente a Ferris y se inclinó ante ella con respeto.

 

[Finalmente me llamaste, mi reina. Mi nombre es Leviathan y soy un fiel seguidor de mi reina] (NTI. yo pensaba que Leviathan era de tipo agua)(NTE. Si es un monstruo tipo agua pero bue…)

 

[¿E… Eh…? ¿Reina? Yo, no soy una reina… sólo soy un esclavo]

 

Ferris se sintió preocupada y asustada.

 

[No, eres mi reina. Finalmente pude manifestarme después de que mi reina me llamara]

 

El demonio llamado Leviathan comenzó a sonreír en silencio.

 

La jovencita de pelo rubio soltó una voz llena de sorpresa.

 

[¿Invocación mágica…? Pero… esa magia… ha estado perdida desde la antigüedad]

 

[Ahhh, ¿es ese el caso, para alguien como tú, se considera una técnica perdida? Parece que el tiempo es diferente ahora.]

 

Los hombros de Leviathan temblaron al ver esto divertido.

 

Los hombres gritaron de ira.

 

[¿Q-qué es este tipo! La magia de invocación no existe. ¡Debes estar usando un hechizo de ilusión o algo así! ¡Hacer una cosa sin sentido!]

 

[Si soy una ilusión o no, ¿no lo entenderás si me atacas?]

 

Leviathan se encogió de hombros.

 

[¡Lo haré incluso sin que me lo digas! ¡También mataré a esa mocosa de mierda allí!]

 

Los dos hombres comenzaron a correr hacia Ferris.

 

Leviathan le habló a Ferris con las llamas en sus ojos.

 

[Bien entonces… Mi reina. Sus ordenes por favor]

 

[¿O-orden desu ka…?]

 

[Así es, una bestia convocada, no puede moverse sin la orden del amo. ¿Debo derrotar a esos chicos o simplemente huir y dejar atrás a mi reina y esa chica de allá… por favor deme la orden…?]

 

Un misterioso susurro.

 

Una voz llena de peligro.

 

Sin embargo, Ferris no tenía ninguna opción.

 

Una cosa hermosa que sea manchada, ella no lo quiere ver.

 

[¡De, derrotarlos!]

 

[… he recibo su pedido]

 

Leviatán respondió con una alegre expresión y respiro fuego de su boca.

 

El mundo es teñido de un rojo infernal y los dos hombres comenzaron a quemarse.

 

Un gran grito, llamas tan calientes quemando incluso los huesos y la ola de calor sopló hacia Ferris y la joven.

 

En el instante siguiente, los dos hombres se quemaron hasta las cenizas y el viento sopló sus cenizas.

 

[… Pues bien, mi reina. Por favor, llámeme de nuevo la próxima vez que necesite mi ayuda… Aaa… whahahahaha!]

 

La risa del Leviathan resonó y regreso por su puerta.

 

La puerta comenzó a encogerse antes de desaparecer y todo lo que quedo fue el piso de piedra totalmente caliente y derretido.

 

Ferris sintió que todo su cuerpo perdió su fuerza.

 

¿Fue por alivio? ¿O fue la fatiga acumulada?

 

Ferris no pudo soportarlo más y cayó boca abajo, perdiendo su conciencia.

 

[E-esta niña… que rayos…]

 

La chica rubia – es una aprendiz de mago llamada Alicia, susurró con miedo.

 

Aunque ella no sabía lo que era, ella sabe con certeza que vio algo horrible.

 

Ésa es seguramente… una existencia fuera del conocimiento humano y algo a lo que no podrían ganar en su contra.

 

 

 

Anterior     |     Siguiente